Vecinos rechazan el Código Urbanístico del Ejecutivo

En la sesión del jueves 6 de septiembre la Legislatura se apresta a votar los Códigos Urbanísticos y de Edificación para la ciudad, elaborado desde el Ejecutivo porteño. La aprobación del mismo, se hará por el imperio de mayoría con que goza el oficialismo en el Parlamento, no por consenso de los vecinos como establece la Constitución de la Ciudad.
La gestación de este de esta normativa de fundamental trascendencia, dado que dispone el devenir de los vecinos de la Ciudad, a los ciudadano les ha sido vedada cualquier posibilidad de participar. En este sentido, el proyecto que tratará el cuerpo legislativo desconoce tanto la Propuesta Urbano Ambiental Vecinal, como la Carta del Derecho a la Ciudad elaborada en múltiples talleres barriales por un cumulo de organizaciones sociales con fuerte incidencia territorial.

Mediante un comunicado de prensa este el conjunto de asambleas y organizaciones vecinales rechazaron en un todo la normativa pergeñado por el Ejecutivo porteño.
Sostienen que en ambos códigos, tanto el urbanístico como el edilicio, “desatienden las necesidades, los derechos y la calidad de vida de la ciudadanía”. En lugar de eso, garantizan los “intereses de los desarrolladores y especuladores inmobiliarios”.Y concluyen que estas normativas están “netamente orientados a aumentar la capacidad constructiva de las parcelas, legalizar los permisos de obras ilegales otorgadas en la última década, garantizar seguridad jurídica y judicial a las desarrolladoras inmobiliarias e incrementar el precio del suelo y, consecuentemente, de las viviendas y de los alquileres, aumentando las iniquidades producidas por el mercado inmobiliario”.

Por otra parte, consideran “inconstitucional” el tratamiento parlamentario dado a ambos Códigos: “La Legislatura y el Poder Ejecutivo no cumplieron con la convocatoria y realización de la audiencia pública obligatoria, tal como lo establece el art. 63 de la Constitución de la Ciudad.
Esta audiencia pública debió realizarse “antes del tratamiento legislativo” y geográficamente en cada Comuna. “Tampoco -explican-, hubo participación real de los Consejos Consultivos Comunales ni de los vecinos en las diversas reuniones convocadas por el Gobierno y la Legislatura de la Ciudad. Estas tuvieron un mero carácter formal para dar apariencia de participación ciudadana, faltando al mandato constitucional de organizar la ciudad como una Democracia Participativa”.

“La consecuencia inmediata de la puesta en marcha de ambos Códigos será la destrucción de la ciudad, de sus distintas identidades barriales y de su diversidad cultural”, subrayan las organizaciones sociales y adelantan que las mismas: “Aumentarán la densidad demográfica de la ciudad sin brindar ninguna herramienta urbanística nueva para que la infraestructura de servicios públicos acompañe dicho crecimiento, profundizando el colapso actual de los servicios públicos, como agua, cloacas, luz, gas, salud, educación, transporte, etc..”

En lo que refiere a la preservación y conservación del Patrimonio Cultural, ambos proyectos “destruirán en forma progresiva y continua el patrimonio histórico-cultural de la Ciudad, transformando nuestro derecho colectivo, consagrado constitucionalmente, en un recurso económico al servicio de la especulación inmobiliaria”, explican y aseguran que “se intensificará la expulsión de los habitantes de recursos bajos y medios de la ciudad, transformándola en una espacio sólo para ricos y para la explotación del suelo con criterios puramente rentísticos. En este sentido, aseguran que ambos Códigos “excluyen y ponen en situación de riesgo a niños, personas mayores y con discapacidad tanto en los espacios privados como públicos”.

“Lejos de servir al Bien Común, estos Códigos están diseñados como instrumentos para los negocios del blanqueo, la timba financiera y la fuga de capitales dolarizados”, denuncian e intentan concientizar a los porteños que la ciudad es de todos y todas, por lo tanto es inadmisible que sea utilizada como materia prima para el negocio de unos pocos. “Vivimos en una ciudad, donde las políticas urbanas son decididas por los grandes inversores y el mercado inmobiliario que la ponen al servicio de sus intereses especulativos. La inversión pública y las plusvalías urbanas, que son fruto del esfuerzo colectivo de generaciones”. dicen y advierten que el patrimonio ciudadano está siendo apropiado por grandes empresarios y propietarios inmobiliarios. En este sentido sostienen “La mezquindad y la codicia de los grupos inmobiliarios no pueden ser la guía de nuestra planificación urbana”.

“Debe iniciarse un nuevo proceso con una evaluación y diagnóstico participativo de lo que ocurrió en la ciudad en las últimas dos décadas y su estado actual, que supere la planificación monopolizada por intereses económicos que no respeta la democracia participativa y las comunas”, recomiendan al tiempo que solicitan se garantice a ciudadanos y ciudadanas el derecho constitucional a la Democracia Participativa, a la Planificación Participativa y al urgente inicio de un proceso de actualización del Plan Urbano Ambiental.

Por último se preguntan “¿Nuestros representantes a quiénes representan?”

FIRMANTES:
Movimiento Comunero
Observatorio del Derecho a la Ciudad (ODC)
Es Nuestra Buenos Aires (ENBA)
Espacio Inter Consejos Consultivos Comunales
Asociación por la Justicia Ambiental (AJAM)
Observatorio de Patrimonio y Políticas Urbanas
Cátedra Libre de Ingeniería Comunitaria – FIUBA (CLIC)
Frente Territorial Salvador Herrera de la CTA
Instituto de Pensamiento y Políticas Públicas (IPYPP)
Fundación TIAU
Consejo Consultivo de la Comuna N° 2
Buenos Aires Sostenible
Sociedad Argentina de Lucha Contra el Sedentarismo (Salces)
Red por los Derechos de las Personas con Discapacidad (REDI)
Fundación Rumbos
Basta de Mutilar Nuestros Árboles
Vecinos Agrupados de Caballito
Manzana 66 Verde y Pública
Protocomuna Caballito
SOS Caballito
Foro contra el Código Urbanístico Caballito
Asociación Civil Anacaona
Patrimonio Almagro-Boedo
Periódico El Adán de Buenosayres
Espantarrejas (Programa Radial)
Vecinos por Roccatagliata
Vecinos de Plaza Italia
Asamblea por Plaza Pringles y Rocamora
Asociación Ciudadana por los derechos humanos
Red de Defensoras del Ambiente y el Buen Vivir
Vecinxs participantes del Consejo Consultivo Comunal de la Comuna 4
Grupo de Vivienda y Hábitat en La Boca Resiste Y Propone
Propamba
Red Ecosocialista del MST
Vecinos X Saavedra
Red Cultural Comuna Goyeneche
Vecinos Autoconvocados por Casas Bajas de Villa Pueyrredón
Agrupación de Vecinos Autoconvocados de Villa Pueyrredón y Agronomía “Salvemos al Barrio”
Agrupación Peronistas Descamisados
Encuentros por el Derecho a Conocer
Problemática Asociación Catalinas Sur
Red Cultural Comuna Goyeneche
Colectivo Comunas 9 y 10
Taller Libre de Proyecto Social – FADU – UBA
Asamblea Parque Cultural Estación Colegiales
Urbana TeVe
Blog Proyecto Riachuelo
La Construcción Pensamiento Nacional
Centro Político y Cultural El Plumerillo en Movimiento Emancipador
Agrupación Política la 20V
Comisión de Cultura y Patrimonio del CCC N° 7
Vecinos del barrio Naón de la Comuna N° 9
Agrupación Fernando Cantero “Causa Popular”
Asamblea Barrial de Beccar
Asamblea por el Patrimonio Público y los Derechos Sociales
Asociación Civil para Todos porque es de Todos
Almamate de Flores – Grupo de Teatro Comunitario
Flores Solidario
Asamblea de Floresta
Vecinos de Palermo Viejo y Pasajes Villa Alvear AE 17
Agrupacón contra los Tarifazos “Argentina en Red”
Agrupación Peronismo Soberano
Unidad Popular
Bien Común
Resistiendo con Aguante
Partido Verde CABA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.