Mucha plata y pocas obras…

por Mariane Pécora

Existen en la Ciudad al menos cuatro realidades paralelas con las que convivimos a diario. Una realidad  fría y sideral de números y datos que se plasman en licitaciones, concursos de precios y adjudicaciones directas de obras.Otra realidad virtual, la del discurso de nuestros representantes, la de la propaganda política que nos inunda. Una tercera realidad visceral, que es aquella que padecemos, vivimos y experimentamos en el día a día.  Y, una cuarta, y desvergonzada,  a la que llamamos puta realidad.
Las dos primeras se parecen entre sí. Los números presupuestados para la obra pública en la Comuna 1 llegan a cifras tan desproporcionadas  como la parafernalia propagandística del gobierno de turno. El relato de quienes nos gobiernan va a tono con un entramado  publicitario que no sólo satura, confunde y devuelve un espejismo distorsionado. Un ejemplo: el problema no es que las veredas son intransitables, sino los manteros que se instalan en ellas. La guerra entonces es contra los manteros. Mientras  tanto, las empresas siguen ganando licitaciones de obras que no se plasman en la calle, pero engrosan sus bolsillos.  Cuando tengamos las veredas despejadas de “intrusos”,  ¿nos daremos cuenta que lo que las hace intransitable no es Otro, sino la falta de mantenimiento? Tal vez no, porque  el  Estado encontrará rápidamente un nuevo sujeto social a quien castigar -piqueteros, manifestantes, trabajadores, estudiantes, jóvenes,  etc.-, y lo tirará a la arena para que podamos apalearlo. La realidad visceral está deformada por un montón de imaginarios artificiales y enemigos prefabricados.  Pero, cuando un domingo nos paramos solos en estas calles del barrio, vemos que lo que se esconde detrás de los prejuicios no es otra cosa  que la puta realidad: veredas rotas, calles rotas, mugre, mucha mugre, abandono, mucho abandono y lo más lacerante: gente en situación de calle. Mucha.

         
A la hora de revisar los números descubrimos  que la realidad virtual que nos venden los carteles es una gran estafa, no se condice para nada con lo que experimentamos. No estamos en Ámsterdam, sino en Buenos Aires. La puta realidad lo confirma,  las cifras que pagamos en obra pública, no.

La fiesta del millón
El presupuesto de la Ciudad para este año, destina 3.360 millones de pesos para Obras de Infraestructura Urbana, de los cuales  1.910 millones serán asignados a calzadas y reconstrucción de sector acera. Es decir, el 57% del presupuesto.  
El monto de la primera licitación pública para “refacción, reacondicionamiento y mantenimiento de aceras”, asciende a 1.333 millones de pesos. Esta cifra se distribuirá a lo largo de  veinticuatro meses.  En 2017, 666 millones  de pesos serán, literalmente,  volcados a las veredas porteñas, para hacerlas, sino bellas, al menos transitables. Los pliegos de bases condiciones están listos desde el mes de diciembre del año pasado[1] y esperan  ávidos ser adquiridos por cada una de las ocho empresas que periódicamente se distribuyen el arreglo de las veredas en la Ciudad[2].


Que las veredas no están arregladas lo sabemos todos. Lo que no sabemos es que esta Obra se licita cada dos o tres años y, ¿adivinen qué?, siempre ganan las mismas empresas. Es decir: aquéllas que no concretaron la Obra o la hicieron mal, volverán a ser contratadas este año, si no en esta Comuna, en otra. Un detalle, ésta no es la única licitación por refacción de aceras que tendremos en 2017. Habrá otras que se superpondrán a las que están en vigencia[3] o a las contratadas por adjudicación directa o licitación privada por el presidente de la Junta Comunal.  En 2016 el presupuesto adjudicado a la Comuna 1 para reparación de aceras fue de 6 millones de pesos. Y se ejecutó hasta el último día del año[4].

Un engranaje bien aceitado
Cada dos o tres años el Gobierno porteño realiza, con celeridad de excelencia,  la licitación pública para rehabilitar y mantener las aceras de la Ciudad. Todo indica que a la hora de adjudicar las obras, ningún funcionario tiene en cuenta los miles de reclamos de los vecinos por las obras mal realizadas, pues, las empresas adjudicadas resultan ser siempre las mismas. Valga la siguiente cronología para confirmarlo.

El 1º de noviembre de 2011, se adjudicó la licitación pública para el período 2012/2013 para la  “Rehabilitación y Mantenimiento de Aceras de Ciudad Autónoma de Buenos Aires”. La Resolución 1285/MAYEPGC/11, firmada por Diego Santilli, por entonces Ministro de Ambiente y Espacio Público, contaba con un presupuesto oficial de $ 261.629.311,08.-. El mismo fue adjudicado y repartido entre nueve empresas por los siguientes montos:
1. Cunumi S.A.: Comuna 8, con $ 20.243.312,28.-
2. Brincos S.A.C.I.F.I.: Comuna 7 y con $ 18.388.779,48.- 13, con $ 18.822.970,77.-
3. Naku Construcciones S.R.L.: Comuna 1 con $ 15.338.499,71.- 5 y 6, con $ 18.138.613,77.-
4. U.T.E.: Tauro S.A. – Cavcon S.A.: Comuna 9, con $24.722.745,06.- 12, con $22.902.541,26.-
5. Miavasa S.A.: Comuna 4, con $ 25.594.399,32.- 11 con $ 25.525.038,93.-
6. Salvatori S.A.: Comuna 2 y 3, con $ 13.341.478,53.-
7. Altote S.A: Comuna 10, con $21.960.364,22.-
8. Construcciones Ingevial S.A.: Comuna 14, con $ 15.399.626,72.-
9. U.T.E: Marcalba S.A. – Avinco Construcciones S.A.: Comuna 15, con $ 21.250.941,03.-

El 23 de julio de 2014 el Gobierno de la Ciudad publicaba en el Boletín Oficial la adjudicación de la obra “Rehabilitación y Mantenimientos de Aceras en la C.A.B.A.”, para el período 2014/15 por un presupuesto total de $ 598.499.340,84. El 17 de octubre de ese año, el entonces ministro de Espacio y Ambiente Público, Edgardo Cenzón, dictaba la resolución 1728 que, amparada en el artículo 120 de la Ley de Procedimientos Administrativos de la Ciudad[5], rectificaba el presupuesto y lo elevaba, de un plumazo, a $618.126.475.- Esta vez, la repartija se hizo entre ocho empresas, de la siguiente manera:
1. Cunumi S.A.: Comunas 8 y 13; con $ 51.187.888,67.- y $ 43.899.961,88.-; para la segunda
2. Naku Construcciones S.R.L.: Comunas. 5 y 6; con $ 46.799.130,23.-
3. Altote S.A.: Comuna 10 por $ 46.357.459,26.-
4. Salvatori S.A. Parques y Jardines: Comunas 2 y 3 con $ 34.090.133,07.-
5. Construcciones Ingevial S.A.: Comuna 14 con $ 37.571.634,60.-
6. Bricons S.A.I.C.F.I.: Comunas 4 y 12; con $ 65.729.501,40.- y $ 65.516.228,04.-,
7. Miavasa S.A.: Comunas 9 y 11; con $ 70.942.812,90.- y $ 64.186.472,28.-
8. Marcalba S.A. – Avinco Construcciones S.A.: con un monto de $ 54.104.569,53.- para la Comuna 15 y $ 37.740.683,61.- para la Comuna N° 1.

El  30 de septiembre de 2016, el Ministerio de Ambiente y Espacio Público prorrogó esta licitación,  “hasta  tanto se iniciara una nueva adjudicación de obra”, argumentando que: “Si bien la obligación de mantener las aceras en buen estado es de los frentistas (…) (sic) la potencialidad dañosa que ostentan las aceras de la Ciudad en sí mismas imponen al Gobierno la obligación de actuar en forma preventiva y correctiva en la atención de todas las aceras de edificios y espacios públicos correspondientes al GCABA[6]. Un detalle: en el período 2014/2016 las empresas contratistas recibieron ampliaciones presupuestarias de más del 30% de lo adjudicado.

Pocos días antes de finalizar el 2016, el 12 de diciembre, se publicaron los nuevos pliegos de bases y condiciones para la “ejecución, reparación y mantenimiento de aceras, período 2017/2018”, por un monto que asciende a los 1.333 millones de pesos. Esta vez, la fundamentación de la erogación justifica la existencia del Ente de Mantenimiento Urbano Integral (EMUI)[7], organismo que actúa como autoridad de aplicación, observación, supervisión y control de las obras, facultado para: “…Planificar y ejecutar planes de trabajo relacionados con el mantenimiento correctivo y preventivo de pavimentos, pluviales, alumbrado, aceras y todo otro servicio que tenga relación con el servicio de Mantenimiento Integral de la Vía Pública en el ámbito de la Ciudad de Buenos Aires…”1. Los montos asignados para cada zona o Comuna, son los siguientes:
ZONA 1 ó Comuna 1 = $ 68.345.329,53
ZONA  ó Comuna 2 = $57.213.336,17
ZONA  ó Comuna 3  = $61.330.871,68
ZONA  ó Comuna 4  = $115.761.111,12
ZONA  ó Comuna 5  = $81.761.252,81
ZONA  ó Comuna 6  = $83.117.497,53
ZONA  ó Comuna 7  = $ 91.862.931,62
ZONA  ó Comuna 8  = $107.832.270,27
ZONA ó Comuna 9  = $118.753.966,59
ZONA  ó Comuna 10 = $ 86.437.193,97
ZONA ó Comuna 11 = $ 106.178.828,20
ZONA  ó Comuna 12 = $ 113.524.226,18
ZONA  ó Comuna 13 = $ 79.013.775,57
ZONA  ó Comuna 14 = $64.059.179,05
ZONA  ó Comuna 15 =$97.748.880,66
El valor del pliego es de 100.000 pesos y las empresas saben que una vez ganada la licitación, tendrán  garantizado su supervivencia durante los próximo 24 meses. Lo que no sabemos  quiénes  transitamos día a día la Ciudad, es si sobreviviremos a las caídas y a los porrazos. Porque, las obras están contratadas y las pagamos, pero no se ven por ninguna parte.

Inclusiva o exclusiva
Además de los 1.333 millones de pesos que el gobierno porteño, por intermedio de Ministerio de Espacio y Ambiente Público, pagará a las empresas encargadas de refaccionar las veredas en los períodos (2017/2018), la oficina de Descentralización y Participación ciudadana  destinará a cada una de las 15 comunas, cifras millonarias para contratar obras de “reparación y/o reconstrucción de vías de tránsito peatonal”.  Así lo viene haciendo desde el año 2015, sin que los resultados se vean plasmados en acera alguna.
En 2016, la Comuna 1 administró 6.000.000 de pesos para reparación de aceras. Este presupuesto se ejecutó con celeridad sorprendente hasta el último día del año.


El presidente de la Junta Comunal 1, Roberto Salcedo, es un hombre de trabajo; el último día hábil de año tuvo la habilidad de atender una emergencia del mes de mayo, referida a pésimo estado de las vías de tránsito peatonal, adosándole una iniciativa consensuada por la Junta comunal en el mes de septiembre: las veredas inclusivas. De esta manera, supo darle curso a los 700 mil pesos que le restaban gastar del presupuesto anual para refacción de veredas: los asignó, vía licitación privada, a la misma empresa que fue beneficiada, durante todo el año pasado,  con adjudicaciones directas para obras de refacción de aceras en esta misma comuna: Ashoka Construcciones S.A.


“La Junta Comunal de la Comuna 1, reconoce el riesgo judicial que conlleva la condena por los daños y perjuicios, ante el reclamo de los transeúntes, impactando en forma grave e inmediata en el erario público, al asumir los costos de la reparación por daños físicos; material y demás rubros obrantes en las sentencias judiciales (…)”; fundamenta  el escrito de adjudicación de obra y la remata expresando su responsabilidad en el asunto: “Las aceras resultan íntegramente una competencia Comunal, por lo que se requiere una urgente atención, a fin de resguardar la integridad de las personas, restituyéndolas a óptimas condiciones de transitabilidad (sic) y seguridad de las mismas”[8].  


Las aceras de la Ciudad, particularmente las de la Comuna 1, son de todo menos inclusivas o al menos transitables: basurero, buraco, terreno montañoso y/o pantanoso.
Todas estas buenas intenciones, que fundamentan la erogación de estas cifras millonarias, se diluyen ante la obscenidad manifiesta de la puta realidad. Esa que no se pinta, ni se dibuja, pero nos atraviesa.

 ———————————————————————–

 

[1]   B.O. 5023 del 12.12.16. Decreto 606/16.
[2] B.O. del 23.07.14. Pre adjudicación de Licitación Pública N° 226/2014 “Rehabilitación y mantenimiento de aceras de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires 2014/15″. Empresas contratadas: 1. Cunumi S.A.: Comunas 8 y 13 con $ 51.187.888,67.-, para la primera y $ 43.899.961,88.- para la segunda 2. Naku Construcciones S.R.L.: Comunas. 5 y 6 con $ 46.799.130,23.- 3. Altote S.A.: Comuna 10 por $ 46.357.459,26.- 4. Salvatori S.A. Parques y Jardines: Comunas 2 y 3 con $ 34.090.133,07.- 5. Construcciones Ingevial S.A.: Comuna 14 con $ 37.571.634,60.- 6. Bricons S.A.I.C.F.I.: Comunas 4 y 12; con $ 65.729.501,40.- y $ 65.516.228,04.-7. Miavasa S.A.: Comunas 9 y 11, una con $ 70.942.812,90.-, y, la otra con $ 64.186.472,28.- 8. UTE: Marcalba S.A. – Avinco Construcciones S.A.,  con un monto de $ 54.104.569,53.- para la Comuna 15 y $ 37.740.683,61.- para la Comuna N° 1.
[3]  B.O. 4413 del 9/06/2014; B.O. 4424 del 25/06/2014; B.O. 4429 del 02/07/14; B.O.4745 del 09/10/15; B.O. 4977 del 30/09/16; B.O. 5023 del 12/12/16;  B.O. 5036 del 29/12/16.
[4] Informe de Gestión de Roberto Salcedo presidente de la  Junta Comunal 1. Partida para año 2016 vías de tránsito peatonal: $ 6.044.546.  ACTA Nº 1 del 28 de junio de 2016- Contratación directa 8931/SIGAF/2016 obra: “reparación y/o reconstrucción de vías de tránsito peatonal –reclamos –sapsuaci- comuna 1.” Resolución Presidencia Junta Comunal del 23 de diciembre de 2016. Pre-adjudicación Licitación Privada Obra Pública Menor “VEREDAS INCLUSIVAS” N° 9559/SIGAF/2016.
[5] A lo largo del período en que duró el contrato estos montos se redeterminaron merced al Decreto de Necesidad y Urgencia Nº 1510/GCABA/97. Art. 120, que establece: “En cualquier momento podrán rectificarse los errores meramente materiales o de hecho y los aritméticos, siempre que la enmienda no altere lo sustancial del acto o decisión.”
[6] B.O. 4977 del 30.09.16. Resolución 1952/16 MAYEPGC., y separata del Boletín Oficial de la Ciudad de Buenos Aires.
[7] Ente de Mantenimiento Urbano Integral (EMUI) es el nombre del organismo creado para que actúe como autoridad de aplicación, observación, supervisión y control de las obras. Éste, a su vez, depende de la Subsecretaria de Mantenimiento del Espacio Público, que forma parte del Ministerio de Ambiente y Espacio Público.
[8] RS-2016-28221232- COMUNA1. Adjudicación de Obra.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *