Gaumont: Siempre Cine Para Todos

A principios de abril de 2012 corrieron rumores sobre la inminente demolición del cine Gaumont. A mediados de abril apareció una mesa junto a la boletería del cine con un tremendo cartel que decía: “EVITEMOS EL CIERRE DEL CINE GAUMONT / Solicitamos su firma para declararlo monumento histórico”. Y había junto a la planilla de firmas una pila de volantes, explicando que el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (INCAA) alquilaba el edificio Gaumont y que sus dueños no renovarían el contrato de locación vigente hasta el 2013.
La noticia conmovió a los porteños. El 25 de abril de 2012 hubo una Audiencia Pública muy concurrida para tratar la protección al cine Gaumont. Un proyecto de Ley presentado por el diputado Juan Cabandié y autoría de Liliana Mazure, presidenta del INCAA. Hablaron celebrados actores y actrices recordando la extensa trayectoria del cine, y también hablaron varios funcionarios del INCAA destacando la difusión del cine nacional que se hace en las tres salas del complejo.
El 29 de enero de 2013, Liliana Mazure anunció que el INCAA compraría el cine Gaumont. La venta se concretó el 19 de febrero por la suma de 19.500.000 pesos. Habrá por siempre cine para todos.

El cine Gaumont está ubicado en la Comuna 1 sobre avenida Rivadavia 1635 frente a la plaza de Los Dos Congresos. La sala se inauguró en 1946 y debe su nombre a Léon Gaumont, uno de los pioneros de la industria del cine, quien murió precisamente en ese año. El edificio Gaumont, de estilo racionalista, se levantó en dos plantas de gran altura, tenía un panel de cinco metros de ladrillos de vidrio, 2150 butacas, y un revestimiento de mármol gris oscuro jaspeado en las escaleras y el hall. En 1956 se modificó la pantalla para la presentación del Cinemascope, y del cine tridimensional. A la entrada se entregaban anteojos con armazón de cartón y lentes de celofán, uno rojo otro verde, para ver las imágenes en relieve. En 1958 se amplió la pantalla curvándola hacia los costados y se instaló un nuevo sistema, presentado en Buenos Aires simultáneamente con el cine Casino de Madrid, que no requería anteojos: el Cinerama. Tenía entonces (y todavía tiene) la pantalla más grande de Sudamérica.
En 1995, el Gaumont fue remodelado para aumentar el número de salas y multiplicar sus funciones. Tiene actualmente tres, una de 800 localidades (con la pantalla grande), otra de 400 localidades, y otra de 300. En el 2003, el Gaumont fue alquilado por el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales, y desde ese entonces funciona allí el Espacio INCAA Km. 0, dedicado a la proyección de películas nacionales, que no tienen tanta difusión en el circuito comercial.

Además, tiene allí su sede el Cine Club Núcleo, una legendaria institución fundada por Salvador Sammaritano en 1952, que convoca o “nuclea” precisamente a cinéfilos y tiene ya 60 años de actividad ininterrumpida. El Cine Club Núcleo proyecta notables preestrenos de todo el mundo. Actualmente, la entidad está conducida por Alejandro Sammaritano, el hijo del fundador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.