Teatro Andamio 90 / Los 20 Años

Rafael Gómez

Sin la frente marchita, la mirada febril, ni aquella tristeza de los años que no son nada, el teatro escuela Andamio 90, ubicado en la calle Paraná 660 / 662 (entre Tucumán y Viamonte), cumplió 20 años.

Lo fundó Alejandra Boero, un 9 de diciembre de 1990, con aquel espíritu cooperativo y solidario, tan característico de aquel teatro independiente impulsado por Leónidas Barletta, Pedro Asquini, Onofre Lovero…

Fiel a su nombre, el teatro Andamio fue, y aún es, una construcción artística permanente. Allí se representan obras que, por sus contenidos, no pueden hacerse en otra parte; y también funciona una escuela de teatro.

La escuela, fundada mucho tiempo atrás por Alejandra Boero y Pedro Asquini, según la corriente del realismo crítico y la influencia de Brecht y Stanislavski, se arraiga con fuerza en el Andamio 90 y cumple también con un compromiso social. “Esto es, llevar la cultura a los que menos tienen”, explicó Alejandra Boero en una entrevista de Periódico VAS en agosto de 2004.

“En momentos difíciles como éstos, sólo consumen cultura los iniciados y no el común de la gente, cuyo único alimento termina siendo la televisión. ¡Y todos sabemos en el desastre que se ha convertido la televisión!”, dijo A. Boero, y agregó: “Desde la Escuela de Teatro, estamos preparando obras con los actores que están por recibirse para llevarlas a las villas, a los hospitales, a la gente que no puede venir al Centro”.

La primera obra que se estrenó en el Andamio 90 fue Final de Partida, de Samuel Beckett, dirigida por Alfredo Alcón. En el elenco estaba el propio Alcón, Osvaldo Bonet, Horacio Roca, y Márgara Alonso. Hacía la prensa Ana María Monti. Y el escenógrafo fue Héctor Calmet, que además diseñó todo el teatro.

“Paradójicamente, a partir de ese Final… empezó para el Andamio 90 un flujo incesante de obras, dice Alejandro Samek, también fundador del teatro, hijo de Alejandra Boero y actual director del Andamio, “y un flujo de personalidades, tales como: Kive Staiff, Agustín Alezzo, María Rosa Gallo, Onofre Lovero, Lidia Lamaisson, Lito Cruz, Graciela Dufau, Rubens Correa, Norma Pons, sólo para nombrar unos pocos… A los que hay que agregar, aquellos que se formaron en la Escuela de Teatro, como Enrique Pinti, Rita Terranova, Claudio Tolcochit, Luciano Suardi, Livia Fernán, y tantos más”.

Muchas de ellos estuvieron en este festejo de los 20 años del Teatro Escuela, y dejaron sus testimonios de andar por el Andamio. Anécdotas, humor, y experiencias de vida con el teatro y la enseñanza.

Rita Terranova: Empecé a estudiar con Alejandra Boero en 1970, tenía 15 años. Estudiaban también Héctor Nogués y Hugo Soto. Alejandra, no sólo nos formó como actores sino también para la vida.

Claudio Tolcochit: Empecé a estudiar con Alejandra a los 14 años en 1988. (Fue uno de los iniciadores de  Andamio 90, de los que construyeron el teatro; y se desempeñó como profesor de la Escuela).

Héctor Calmet: Cuando Alejandra ensayaba en el Cervantes, salía al escenario y le hablaba a la sala vacía como si estuviera llena. Y contaba la obra que iban a interpretar. (Constructor del teatro y escenógrafo de la primera obra del Andamio 90: Final de Partida).

Luciano Suardi: Cuando trabajé en Sopa de Pollo, junto a Alejandra Boero, hacía de Roni; y ella -que era mi maestra de teatro- hacía de la madre de Roni. La coincidencia era para mí muy especial. Recibía la energía y el impetú que Alejandra ponía en el escenario. Siempre me decía: “Roni te tiene que importar, sino te vas a morir”.

Melina Petriella (Participó en la construcción de Andamio 90)

Mario Labarden (Hizo con Alejandra Boero Despierta y Canta de Clifford Odets  en 1996).

Livia Fernán: Alejandra me decía que siguiera dando clases de teatro: “Ser maestra te va a ayudar a mantener viva esa llama tuya de ser actriz”. (Docente e integrante del elenco de Despierta y Canta).

Luciano Cáceres: Empecé como alumno de Alejandra Boero en 1987, cuando tenía 10 años. Y fui becado por diez años más en la escuela de teatro de Andamio 90. Trabajé haciendo de todo: boletero, acomodador, utilero, actor.

Y siguieron los testimonios, un  cortometraje de Alejandra Boero, la conmoción, el humor, las empanadas, el recuerdo, la música en vivo, el baile, la cerveza… Una fiesta diversa, sorprendente, cálida y armónica, de una comunidad muy especial formada en el arte. ¿Cómo explicarla? “El teatro rescata valores que son la esencia de la vida: la solidaridad, la fraternidad y la cooperación, que estimulan nuevas formas de la inteligencia para enfrentar el hastío y la falta de rumbo, y que apuntan hacia un sentido y una finalidad”, nos dijo Alejandra Boero en aquella entrevista de agosto de 2004.

——————————–

https://periodicovas.com/alejandra-boero-sin-utopias-no-se-puede-vivir

7 comentarios en “Teatro Andamio 90 / Los 20 Años”

  1. Allí estudió mi hija Florencia, siendo pequeña, y tiene tan gratos recuerdos que hace unos días me decía que le estaba haciendo falta retomar ( ojalá se decida, tiene todo mi apoyo). Recuerdo que cuando hicieron la muestra de fin de año se apareció toda la familia, yo no sabía que les había avisado. De paso voy a compartir con ella esta noticia.

  2. Hola Rafael.
    Felicitaciones por la excelente cobertura del cumpleaños de Andamio 90.
    Y muchísimas gracias por enviarme la nota.
    Saludos.
    Horacio Roca

  3. Qué lindo recuerdo!!!!
    Sólo te digo que empecé a estudiar a los 13 años! Hoy A los 54, cumplo 40 años en el escenario. Gracias de nuevo!!! Cariños. Rita

  4. les queria pedir el telefono de luciano suardi , quiero consultar por sus clases y no lo consigo,gracias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.