Trabajadores de Antena Negra TV marchan y denuncian censura

Trabajadores del canal Antena Negra TV se movilizarán esta tarde “para denunciar censura” ya que el canal comunitario “es amedrentado a dejar de comunicar mediante una causa penal, impulsada por la empresa de seguridad privada Prosegur, con la Justicia cómplice de su lado”, informaron.
Desde las 16, los comunicadores marcharán desde Ridavavia y Maipú hasta la sede del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) para denunciar que “los negocios que mantiene Prosegur con Enacom -al igual que lo hizo Aftic y Afsca- no pueden pasar por encima al derecho de todxs de comunicar y mucho menos puede desembocar en comunicadorxs presxs”, señalaron en un comunicado.
“Actualmente el canal comunitario Antena Negra es amedrentado a dejar de comunicar mediante una causa penal, impulsada por la empresa de seguridad privada Prosegur, con la Justicia cómplice de su lado, que continúa imputando gente en dicha causa. El primer imputado ahora se encuentra procesado, un juicio se avecina para el canal, y a dicha sanción se le suma la imputación de otra persona más”, manifestaron desde el canal.
“Hacemos responsable a la Justicia por el procesamiento y por la imputación de dos personas, que podrían ir a la cárcel por el solo hecho de hacer comunicación. También responsabilizamos al Enacom, el cual debe resolver el conflicto de fondo que es la repartición del espectro para la comunidad y no para el beneficio de unos pocos”, agregaron desde el canal comunitario de la ciudad de Buenos Aires.
Frente a la sede del Enacom reclamarán la “devolución de los equipos al canal”, el “fin de la causa penal” y “un espacio en el aire (espectro radioeléctrico)”.
En mayo pasado, en el marco de una causa iniciada por la empresa Prosegur por “interferencia en la banda de frecuencia comprendida entre los 506 y los 512 megahertz”, el juez federal Marcelo Martínez de Giorgi dispuso el allanamiento del canal ubicado cerca del Parque Centenario.
Giorgi dispuso el “secuestro de todos aquellos equipos que generan interferencia en la banda de frecuencia comprendida entre los 506 y los 512 megahertz” utilizada por Giasa-Prosegur, según la orden judicial reproducida en los portales de Antena Negra y de la Red Nacional de Medios Alternativos (RNMA).
Antena Negra había sufrido ya un allanamiento ordenado por el mismo magistrado el 4 de septiembre de 2015, en el que denunciaron destrucción de equipos, en lo que fue el más grave conflicto con un medio de comunicación comunitario desde la sanción en 2009 de la ley de Servicios de Comunicación Audiovisual.
El conflicto, que motivó reiteradas protestas callejeras, había cesado cuando el juez De Giorgi sobreseyó, el 27 de octubre de 2015, a los responsables del canal, por entender que “no encuadra en una figura penal” el hecho investigado por la denuncia de “interferencia” formulada por Prosegur.
 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.