El horror y la fiesta, a unas cuadras de distancia

El 1 de junio de 1978 a las 15, Alemania Federal -campeón vigente- y Polonia, con el arbitraje de Ángel Coerezza, le dieron inicio al Mundial de fútbol organizado por Argentina, que había recibido la sede 12 años antes. El escenario fue el estadio Monumental, de River Plate. Unas cuadras más allá, la sangrienta dictadura cívico militar encabezada por el genocida Jorge Rafael Videla convertía a la ESMA en el símbolo de la noche trágica en la que había hundido al país. Esa contradicción, la de la fiesta y el (Leer más…)

Dagmar Hagelin, el «error» de Astiz

«¡Parate flaca sino te tiro!», le gritó Alfredo Astiz. Dagmar Hagelin siguió corriendo. Astiz tiró. El balazo, contaron testigos, le rozó la cabeza. Hagelin cayó al piso y los integrantes del grupo de tareas 3.3.2 de la ESMA pararon un taxi, bajaron al chofer, la metieron al baúl y se la llevaron aún con vida. Era 27 de enero de 1978. En la vereda quedaron rastros de su sangre. Desde entonces está desaparecida. Dagmar, militante de la Unión de Estudiantes Secundarios (UES), tenía 17 años y ascendencia sueca. Fue secuestrada (Leer más…)

«Videla se sorprendió cuando le pregunté por los desaparecidos»

El periodista neerlandés Frits Barend recordó que el dictador argentino Jorge Rafael Videla «se sorprendió» cuando le preguntó por los desaparecidos durante la cena de premiación del Mundial 78, en el hotel Plaza de la Ciudad de Buenos Aires, a la que ingresó con la credencial de un futbolista del seleccionado de su país. «No recuerdo que se haya puesto nervioso pero sí que se sorprendió, no esperaba que le hiciera esa preguntas. Después vinieron a retirarme», dijo Baren a 45 años del Mundial 78. El periodista contó también que (Leer más…)

Memoria Fantasma: Nadie sabe lo que puede un poema

por Maia Kiszkiewicz Memoria Fantasma acaricia los límites, los reconoce, e irrumpe ante ellos, se clava, los vuelve sensibles. Es que, sin duda, revisar el pasado y sentir las estocadas en el presente es la única forma de convivir con los vestigios de la historia y romper la linealidad del tiempo, la falsa idea de los ciclos, repetición sin fin de una lógica que requiere cuerpos sumisos. Bárbara Alí, autora también de La mancha de los días (2016) y Movimiento de ida (2020), es y no es la nadadora que (Leer más…)