Festival por la defensa de la Sala Alberdi CCGSM

El miércoles 23 de mayo a las 17.30, en Av. Corrientes 1530, se realizará un festival solidario para resistir el desalojo y traslado de la Sala Alberdi del Centro Cultural General San Martín (CCGSM), determinado por la jueza Fabiana Schafrik. Paradójicamente, la misma jueza que hace un año atrás firmó un fallo a favor de la preservación esta Sala.

La Sala Alberdi,  está siendo autogestionada por una Asamblea integrada por estudiantes, ex alumnos y profesores,  que a partir de este fallo judicial se hallan ante un inminente desalojo, mediante una orden de traslado obligatorio de la sala en un plazo de 20 días.

A través de un comunicado de prensa, la Asamblea que autogestiona de este espacio “en defensa de la identidad histórica de esta sala”, considera que “ su cierre, impuesto por el Gobierno porteño, es el producto de una política sistemática de vaciamiento y privatización del espacio público en la Ciudad”.

“El objetivo de esta Asamblea autogestiva es garantizar los derechos a aprender, enseñar, trabajar y acceder a bienes culturales”, sostienen sus integrantes. Para lograrlo, desde hace casi  dos años,  se encargan de organizar la programación de la sala que consta de talleres y ciclos a la gorra, abiertos a todos los ciudadanos.

La Sala Alberdi se encuentra ubicada en el sexto piso del Centro Cultural General San Martín y su administración nunca dependió de su dirección. Originalmente, la Sala era gestionada a través de una cooperadora que organizaba los talleres y las muestras. En el año 2009, el director general Marcelo Birman disuelve la cooperadora, cierra el 60% de los talleres y traslada los cursos restantes a otras dependencias, suspendiendo a su vez la difusión de las actividades, provocando el vaciamiento de los cursos.

Para hacer frente a esto, el 17 de agosto de 2010, alumnos, ex alumnos y docentes de la sala Alberdi, tomaron la sala contando con un amparo a su favor. Sin embargo, tres meses después la Justicia dictaminó que la sala debía repararse en un plazo de 30 días, y mientras tanto sus actividades debían ser reubicadas en un espacio de similares características. “Sin embargo, el Gobierno porteño desoyó esta Sentencia y cerró la sala” manifiestan los miembros de la Asamblea.

“Las autoridades municipales quieren destruir uno de nuestros iconos culturales porque a través del Banco Interamericano de Desarrollo han recibido capitales extranjeros con intereses que los obligan a refuncionalizar todo el CCGSM para dar prioridad al sector privado” sostienen los integrantes de la Asamblea.

“Los espacios como este no fueron hechos para dar ganancia sino para fomentar el teatro y la cultura libre e independiente y formar artistas de manera gratuita. Pero el gobierno no quiere una Sala de teatro, quiere  un espacio para alquilar a las empresas privadas. Se trata de mercantilizar la cultura, de vaciar y privatizar los espacios públicos”, añaden.

El lugar que el Gobierno porteño propone como reemplazo de la Sala Alberdi, es el mismo que había sido rechazado el año pasado por la por la jueza Fabiana Schafrik: se trata del  espacio «Los Andes», que no cuenta con las capacidades edilicias adecuadas, con los cual  los cursos se verían reducidos  a 11 talleres y sin posibilidades de brindar espectáculos.

“Efectivamente, la política neoliberal de Mauricio Macri, sus funcionaros y la directora general del Centro Cultural Gabriela Ricardes, se profundiza día a día. No sólo a través del  desalojo de la Sala Alberdi. También a través de la puesta de una cafetería en la plaza de entrada, el enrejando el Centro Cultural  y usando las instalaciones del edificio para fiestas y eventos de empresas privadas”, finalizan diciendo y convocan a todos los vecinos, agrupaciones, espacios culturales autogestivos e independientes de la cultura hegemónica a defender este espacio.

Comentarios

  1. ¡¡¡Ruego a la Justicia que proceda con la celeridad del caso y lo juzgue prontamente culpable al Ing. Macri para que durante la temporadita que quede detrás de las rejas reflexione… Qué además lo inhabilite perpetuamente para que no pueda ocupar cargos de funcionario público y que después se retire a algún lugar lejano y reconcheto del mundo y deje así de destruir nuestro salud y educación pública, así como nuestro acerbo humano y sociocultural yaaaaaaa!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.