¡Se escucharon nuestras voces!

por Asamblea Parque Lezama

Al cumplirse un año del impresionante abrazo solidario al Parque Lezama, que movilizó a casi 1500 vecinos con la consigna “Por un parque en buenas condiciones y sin rejas”, después de un año intenso de fuerte presencia y participación vecinal, y tras años de abandono -aún con una sentencia judicial en firme desde el año 2005 que obliga al GCBA a cumplir con el mantenimiento del Parque- comenzaron por fin las tan postergadas obras.

El proyecto, cuya realización durará aproximadamente 6 meses y cerrará el parque por partes, dio un importante giro luego de que los vecinos expresáramos nuestra disconformidad con el enrejado, el reemplazo del anfiteatro por un espejo de agua, y la supresión de las canchas de fútbol.
Así, convencidos de que la organización y el trabajo colectivo son las únicas formas de avanzar y lograr soluciones, nos convocamos desde diversos espacios, trabajamos juntos y después de un año intenso en el que recorrimos despachos en la Legislatura, participamos en los consejos consultivos, organizamos festivales y cortes de calle, juntamos firmas, informamos con volanteadas, salimos a los medios, nos reunimos con la Comisión Nacional de Museos Monumentos y Lugares Históricos y asistimos a penosas reuniones en el Ministerio de Ambiente y Espacio Público -donde nos convencimos de que no alcanzaba con logros momentáneos, sino que debíamos buscar soluciones en el tiempo más allá de este Gobierno-, después de todo eso, elaboramos y presentamos el proyecto de manejo participativo vecinal 2075/2013, que sigue a la espera de que la Comisión de Espacio Público de la Legislatura lo ponga en temario para darle tratamiento.

Trabajamos mucho, tejimos redes en los barrios, articulamos nuestras fuerzas y pudimos hacernos escuchar. Ahora seguimos de cerca las obras en el Lezama que incluyen dentro de la licitación de 23 millones de pesos (un poco cara a nuestro entender, ya que hace un año con anfiteatro y rejas incluidas costaba 19 millones 500 mil pesos) la renovación completa de solados y veredas perimetrales. Los caminos asfaltados que hoy tiene el Parque serán reemplazados por senderos de piezas premoldeadas. Se repondrán e incorporarán nuevos bancos, cestos de basura, la señalética, los bebederos. Se acondicionarán los baños y se construirán baños para discapacitados. Se hará un nuevo patio de juegos, con área de juegos inclusivos, diferenciado por edades. Se instalará equipamiento para la tercera edad sobre la calle Defensa. Se hará rotación de terrenos y restitución de alineaciones arbóreas originales, un nuevo sistema de riego. Se instalarán cámaras y un sistema de cuida parques.
Fuera de esta licitación y con presupuesto propio se realiza la restauración de monumentos y obras de arte que contempla la fuente Don Pedro de Mendoza, la de Neptuno, el grupo escultórico de la Loba Romana, los copones, y la iluminación, tanto interior del Parque como de las calles perimetrales, a cargo del Departamento de Monumentos y Obras de Arte (MOA).
Por último y de acuerdo a lo informado en la reunión del 17 de junio pasado, que mantuvimos junto a la Red Interparques y Plazas con el Director de espacios verdes Nicolás Quintana, se suman a los trabajos de esta licitación, pero con un nuevo presupuesto -que recientemente aprobó el Poder Ejecutivo-, la instalación de un nuevo sistema de luminarias. Quedan fuera de los trabajos, según nos informaron de forma oficial el 27 de junio en la reunión convocada a vecinos desde la oficina de Participación Ciudadana en la plaza Dorrego por el plan integral San Telmo, la remodelación del anfiteatro y el enrejado

Este es el logro de [email protected] que unimos nuestras fuerzas para que el Parque sea para [email protected] y no de unos pocos. Un recuerdo especial para Roberto, el recientemente fallecido presidente de Ferizama, uno de los actores importantes del Parque y de la economía del barrio que se sumaron a la lucha y colaboraron activamente para lograr este resultado.
Desde esta columna, instamos a los vecinos a seguir participando en los proyectos de nuestros barrios. Ahora vamos por el plan de manejo participativo. Y ya se formó una Comisión Vecinal de Seguimiento de las Obras del Parque Lezama, que se está reuniendo a partir de agosto. ¡Sumate!

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.