Restaurante Lalo de Buenos Aires: 24 horas para negociar

En la madrugada de hoy se suspendió la orden de desalojo que pesaba sobre el restaurante Lalo de Buenos Aires. El anuncio se hizo ante las casi 200 personas que se habían acercado a la puerta del establecimiento a apoyar la resistencia de los trabajadores, que desde hace una semana permanecen en el lugar en reclamo de salarios, vacaciones y aportes previsionales adeudados por parte de la empresa propietaria del fondo de comercio.
El aplazamiento fue festejado con aplausos y algarabía. No obstante, se supo que la suspensión tan sólo es por 24 horas. Tiempo en el que los trabajadores del lugar esperan poder negociar con los propietarios del inmueble para que les alquile el local al menos por un año, “hasta que logremos conseguir otro espacio. Mientras tanto vamos a pagar lo que corresponde”, señalo Rubén Soriano, uno de los trabajadores de Lalo de Buenos Aires, y agregó “estamos dispuestos a pagar el precio de mercado y tenemos garantes propietarios, no queremos que nos regalen nada”.
Hasta que la situación se resuelva los trabajadores continuarán adentro del local, que permanece con custodia policial. Anoche, ante la inminente amenaza de desalojo, se desarrolló en la puerta del local de calle Montevideo 355, un acto solidario con la presencia de trabajadores de otras empresas recuperadas, vecinos, artistas y legisladores porteños.
Marcelo Ruarte, trabajador del hotel Bauen, empresa recuperada y autogestionada por sus trabajadores, sobre la que  también pesa una orden desalojo, se mostró emocionado ante la solidaridad de la gente y dijo: “Evidentemente en todos estos años hemos cambiado como sociedad, cuando nosotros recuperamos el hotel, hace 11 años, lo hicimos en soledad. Ahora hemos tomado conciencia que la autogestión es el camino para defender nuestro trabajo”.

—————————–

Notas Relacioandas:

Los trabajadores de Lalo de Buenos Aires resisten

Lalo de Buenos Aires a un paso de la autogestión

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.