Crónica Parlamentaria

Hasta la semana que viene

por Juan Manuel Castro
para la Red de Medios Barriales

La sesión de este jueves estaba en duda. Al final no se hizo. Entre la campaña electoral y la reticencia a tratar el proyecto para la comisión investigadora por el caso Schoklender.

Otro jueves  y van… La semana pasada, luego de una “sesión veloz” la bancada PRO realizó una conferencia de prensa donde manifestó la voluntad de conformar un cuerpo legislativo que, como en caso de las escuchas ilegales, indague acerca de las viviendas sociales construidas por la fundación Sueños Compartidos.

La noticia generó reticencia y rechazo en algunos sectores de la oposición. Por su parte, la Coalición Cívica, según se pudo saber, redobló la apuesta y redactó un proyecto propio. La novedad de esta iniciativa es que, tal vez para no investigar a la fundación de las Madres de forma directa, busca saber acerca de todas aquellas operaciones financieras realizadas entre el gobierno porteño y empresas o entidades sin fines de lucro para la construcción o refacción de inmuebles.

Por su parte, el legislador porteño del GEN-Igualdad Social, Martín Hourest, fue uno de los pocos que se expresó de forma abierta. Sostuvo que fue un “gravísimo error” por parte del gobierno nacional “haber puesto el prestigio de las Madres en el medio de esta situación” por lo que se mostró a favor de un “debate” pero no de “una comisión”.

En tanto, los legisladores de Proyecto Sur no han manifestado de forma contundente si están a favor o en contra. Más aún, el Encuentro Popular para la Victoria (kirchnerismo porteño) se mantiene hasta ahora en el más absoluto silencio. Ni declaraciones públicas ni comunicados.

Tal como se dice, es imposible no comunicar. Con esta ausencia tan notoria el FPV demuestra que este tema reviste una gran delicadeza. Más aún, cuando se dice, según varias encuestadoras, que la situación del ex apoderado de las Madres puede repercutir en el electorado del candidato kirchnerista, Daniel Filmus.

Por ahora, ha pasado una semana más sin sesiones. La fecha de los comicios porteños está cada vez más cerca, por lo que es de suponer que el ritmo parlamentario se activará pasado el 10 de julio. Sin embargo, sería aconsejable que los últimos meses del 2011 no se traten los proyecto de ley en función del tiempo restante y si con la responsabilidad que se merece cada iniciativa. No sea cosa que a fin de año se produzca una “votación veloz” de leyes que luego tengan que padecer los porteños.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.